BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

0 com

Liborio y los hechos anecdóticos


Liborio Cabello [Foto: Sánchez Ruiz-El día de Córdoba].

El día de Córdoba publica una interesante entrevista de Félix Ruiz Cardador con Liborio Cabello, que fue presidente del PP provincial (1993-2000) y parlamentario andaluz (1990-2004). En sus respuestas, Liborio manifiesta una inusual visión crítica de su propio partido, que se echa de menos en los políticos cuando todavía están en activo. Reconoce, por ejemplo, que su salida de la política fue como consecuencia de su posicionamiento a favor del candidato no oficialista en el Congreso Provincial del año 2000 que eligió a Enrique Bellido ("nunca nos perdonaron haber ganado aquel congreso al aparato"). Critica, asimismo, la escasa actividad de las agrupaciones locales y la poca atención que les dedican desde arriba ("Ir por los pueblos para dar una rueda de prensa ante los medios de comunicación y marcharse, como ahora se estila, no vale de nada"), pues los cargos orgánicos solo parecen acordarse de los pueblos cuando hay elecciones ("El peligro es que caigamos en el estilo americano, que consiste en venir cada cuatro años para dar dos mítines y pedir el voto en las localidades para olvidar luego por completo la relación con los cargos públicos de cada zona y con los militantes").

Animado quizás por esa actitud abierta del entrevistado, el periodista se atreve con esta pregunta: "En su tierra, Los Pedroches, el PP gobierna en varios municipios, aunque me da la sensación de que cada uno va por su lado". Y Liborio responde: "Los Pedroches es una de las zonas cordobesas más fieles al PP, donde hemos disfrutado de alcaldías desde hace tiempo y hay muchos votantes comprometidos. Ahora tenemos varios alcaldes, pero veo, por desgracia, que los dejan desde el partido bastante solos. Ahí está el caso de Torrecampo y Dos Torres, cuyos regidores han sufrido duros ataques de la izquierda por hechos simplemente anecdóticos estos últimos días y no han tenido respaldo. En esos casos he echado de menos el apoyo decidido del PP provincial, de los cargos públicos, de la militancia o de las juntas locales de la zona, aunque esto último ahora no es posible porque ni siquiera se convocan".

Y me ha llamado la atención lo de "duros ataques de la izquierda" a los alcaldes de Torrecampo y Dos Torres "por hechos simplemente anecdóticos". Pues, por lo que yo sé, los "hechos anecdóticos" han consistido en que en Torrecampo su alcalde prohibió el homenaje a un luchador contra el régimen nazi a consecuencia del chantaje de un grupo de vecinos, que amenazaron con acciones violentas, y que en Dos Torres se ha realizado un "homenaje a los caídos" en un monumento de inspiración franquista. Más bien pareciera que los ataques se han producido en dirección contraria y que los damnificados en ambas actuaciones han sido principalmente los ideales de la izquierda. Ya sé que todos queremos paz en nuestros pueblos, olvidar lo pasado, pelillos a la mar y fomentar la convivencia, pero no debiera ser siempre a costa de los mismos, distorsionando el relato hasta tal punto que se convierta en ofensores a los ofendidos y en atacantes a los atacados. Es que eso está muy feo.
0 com

Schlimbach escribe sobre La Losilla

En la revista que el Ayuntamiento de Añora ha publicado con motivo de la Fiesta de la Cruz aparecía un artículo firmado por Fedor Schlimbach, arqueólogo del Instituto Arqueológico Alemán (DAI) que dirige la excavación en el yacimiento tardoantiguo de La Losilla, en el término de Añora. Creo que es la primera vez que Schlimbach escribe (al menos en castellano) sobre su trabajo en torno al descubrimiento de la basílica visigoda, que promete aportar mucha información sobre este periodo tan oscuro de la historia de Los Pedroches. Hasta ahora solo teníamos información de los avances de la prospección arqueológica a través de los informes anuales que se publican en la página del DAI (en alemán), de los que hemos ido dando cuenta puntualmente en Solienses (201320142015).


Tumba excavada en la nave de la basílica de La Losilla. (Foto: A. Kurz-DAI).

El artículo hace un repaso por el estado de la cuestión, reproduciendo básicamente el contenido de los informes del DAI, aunque aporta también algunos detalles nuevos que hasta ahora nos habían pasado desapercibidos. Comienza recordando la historia de la investigación del yacimiento de La Losilla (con mención a Solienses, por cierto), para detenerse luego en un breve análisis de los resultados preliminares de las investigaciones actuales y concluir con las perspectivas de futuro en torno al yacimiento.

Tras describir la basílica que se excava y referirse a las sepulturas encontradas bajo su pavimento, Schlimbach alude a la existencia de una estructura de "opus signinum en la parte Oeste de la nave central que podría ser interpretada como resto de una piscina bautismal", aunque posiblemente se trataría de una instalación anterior a la propia basílica, lo que lleva al arqueólogo a aventurar que pudo existir "una primera iglesia que luego fuera sustituida por la basílica de tres naves que estamos excavando".

La no aparición de materiales de la época romana anteriores al siglo IV ni medievales posteriores al siglo X, así como la ausencia absoluta de hallazgos numismáticos, induce al arqueólogo a fijar una cronología para el yacimiento entre los siglos V y VIII. Se trataría, por tanto, de una fundación ex novo de la que todavía no conocemos sus motivaciones. "¿Qué tipo de comunidad cristiana solía visitar esta iglesia y enterrar sus difuntos dentro? - ¿se trataba de un poblamiento (con su iglesia parroquial), de un cortijo (con la iglesia propia de su dueño) o quizás de un monasterio? ¿Quién era la gente que se asentaba aquí, de dónde venía y por qué había abandonado sus casas antiguas? - ¿podría tener la llegada de una población algo que ver con las supuestas migraciones de los visigodos de Galia a la Península Ibérica después de la batalla perdida de Vouillé en 507? ¿Cuál era la base económica de dicha comunidad? ¿Cuáles eran las razones y las circunstancias del abandono del asentamiento y de la basílica? - ¿hay una coherencia inmediata o mediata con la conquista árabe y la siguiente conversión de los habitantes al islamismo?", se pregunta Schlimbach, y nosotros con él. Quizás las próximas campañas de excavación acaben dando respuesta a algunas de estas cuestiones.


Pinchar en la imagen para acceder
al artículo de Fedor Schlimbach
4 com

Hinojosa del Duque se instala este año en la Feria de Córdoba


Patricio Moreno recibió en nombre de Ofiarpe el reconocimiento de la Casa del Valle y la Diputación de Córdoba de manos de Auxiliadora Pozuelo [Fotos: Agustín Merino].

Como cada año, la Caseta del Valle de Los Pedroches abrió ayer sus puertas en el real de la Feria de Nuestra Señora de la Salud para servir de punto de encuentro festivo a los pedrocheños que viven en Córdoba. Es ya tradicional celebrar un acto de apertura de la caseta al que acuden autoridades de Los Pedroches y de la capital, se pronuncia un pregón inaugural, se distingue a una persona o institución comarcal y se realiza una comida de hermandad entre los asociados. En este caso, la distinción de la Casa, que ya recibió Solienses en 2015, le fue otorgada a la asociación de artesanos de Los Pedroches Ofiarpe, en cuyo nombre recogió la figura decorativa que representa la fachada de la Diputación de Córdoba su secretario, Patricio Moreno López.

La localidad invitada de este año ha sido Hinojosa del Duque, que estuvo representada en este acto por su alcalde, Matías González, (quien, en su intervención, volvió a reclamar mejores comunicaciones para Los Pedroches) y el Coro rociero Virgen del Castillo, además de otros miembros de la corporación y vecinos en general. Actuó como pregonero en esta ocasión Enrique Delgado Díaz, concejal de Turismo de Hinojosa [Leer aquí el pregón completo]. Entre las autoridades acudieron también la alcaldesa de Córdoba, Isabel Ambrosio, la delegada de Medio Ambiente de la Diputación, Auxiliadora Pozuelo, el portavoz del PP en la Diputación, Andrés Lorite, y el presidente de la Mancomunidad de Los Pedroches, Juan Díaz.


Emilio García, presidente de la Casa del Valle en Córdoba, se dirige a los presentes.


Matías González, alcalde de Hinojosa del Duque.


Enrique Delgado Díaz, concejal de Turismo de Hinojosa, pronunció el pregón inaugural.


Vista general de la caseta.


Juan Díaz, presidente de la Mancomunidad de Los Pedroches.


Coro romero Virgen del Castillo de Hinojosa del Duque, que clausuró el acto.
0 com

Presentaciones de libros


Alfonso Cantador, ayer tras la presentación de su libro.

En la tarde de ayer se presentó en el Ateneo de Sevilla la novela El veedor de galeras, del jarote Alfonso Cantador, obra ganadora del VII Certamen Internacional de novela corta Giralda en la modalidad local para autores residentes en la provincia de Sevilla. Numeroso público acompañó al autor, entre familiares, amigos y compañeros de trabajo, en un acto que finalizó con la firma de ejemplares del libro recién presentado, junto al ganador del certamen a nivel internacional y el segundo clasificado.

También anoche, en la Casa de Hermandades de Villanueva del Duque, se presentaron los libros Teatro y Poesía (dos volúmenes de poesía mística y religiosa, completada con textos para teatro, entre ellos los inspirados en las leyendas de la aparición de la Virgen de Guía) y Santa Teresa de Jesús y Santa Magdalena de Pazzi: Dos Santas Hijas del Carmelo, obras del sacerdote Juan Alamillos Medina (1943-2014). El Padre Juan, como era conocido por sus feligreses, perteneció a la orden carmelita y, además de su labor apostólica, desarrolló una significativa tarea literaria publicando más de 40 libros sobre el Carmelo, biografías de santos de la Orden, poesía e historia. Durante el acto se dio cuenta de un proyecto de Museo Iconográfico de la Virgen del Carmen, que se surtiría con el legado carmelitano donado por el Padre Juan  (imágenes, textos, escapularios, documentos, libros y un sinfín de objetos que el sacerdote fue reuniendo a lo largo de toda su vida).
0 com

Lecturas 2017 / 1
Genealogía del dolor


Ana Castro, el pasado diciembre tras recoger el III Premio de Poesía Juana Castro en Villanueva de Córdoba.

Ana Castro ha escrito en El cuadro del dolor su primer libro de poemas y también el segundo. El primero incluye el poema introductorio (que, no obstante, avanza ya el segundo) y toda la segunda parte, titulada genéricamente "Raíces", y con él paga su deuda con la poesía española escrita por mujeres que desde la generación de los 50 se esfuerza por elaborar una tradición cultural en la que la sensibilidad femenina esté convenientemente representada. Esa necesidad de construir una herencia literaria en la que la mujer escritora pueda reconocerse, como reclamaba Elaine Showalter ya en los años 70 para la literatura anglosajona, llevó entonces a una revolución literaria todavía no suficientemente reflejada en los manuales, por cuanto temas nunca (o escasísimamente) abordados en varios miles de años de escritura se traían ahora a primer plano con una frescura y decisión abrumadoras. Y no hablo solo de la denuncia en torno a la construcción patriarcal de la feminidad o a la poética del deseo desde una perspectiva femenina, sino al proceso íntimo de recuperación de una herencia matrilineal en la que las mujeres poetas encuentran un hueco de reafirmación de sus propias raíces y de construcción de una nueva identidad a través de su relación mítica con las mujeres de su genealogía, que alcanza de este modo una dimensión simbólica.

En su "búsqueda ontológica", dirá S. K. Ugalde, las poetas de la segunda mitad del siglo XX profundizan la relación con su madre o con la abuela, en busca de "un último refugio frente a una angustia existencial extrema", y así lo comprobamos en poemas de Angelina Gatell, Clara Janés o María Victoria Atencia, ya en aquellos primeros años del despertar. El vínculo hija-madre-abuela como marca para señalar simbólicamente la continuidad entre pasado y presente encuentra su acertada expresión en los versos de Rosa Díaz o Elsa López, en una cimentación temática que llega hasta nuestros días. A esta tradición pertenece ese "primer libro" de Ana Castro, que se resumiría en este verso: "Miro a mi madre de lejos para verme a mí" o también en estos: "Hablar de mamá es hablar de mí/ y puede que hablar de mi hija algún día". "Raíces" representa, por tanto, un libro inaugural que rinde homenaje a sus predecesoras, un libro de dependencias (explícitamente, de Juana Castro), más que de influencias. Un libro que nos parece haber leído ya antes muchas veces, con el que la autora quiere engarzar con la tradición de una lírica escrita por mujeres, que ya no puede ser innovadora, sino clásica, y que comenzará a cobrar mayor sentido cuando algún día las jóvenes pupilas se atrevan a matar a sus madres literarias -que realizaron el trabajo duro-, dejen de aprender a coser y caminen libres de ataduras con su voz propia.

"El dolor", "La niña y la casa" y "El después" son ya el segundo libro de Ana Castro, su voz propia. En pocas palabras, se trata de la traducción artística de una honda experiencia vivencial, al modo de otros notables ejemplos en la poesía cordobesa más reciente: Canal, de Javier Fernández, en torno a la muerte de su hermano, o Vértices, de Francisco Onieva, sobre la propia paternidad. Es poesía desnuda, sin túnica, estilísticamente aséptica a veces, en torno al dolor que sufre la propia voz poética, que es la de la propia poeta que escribe. No alude a un dolor abstracto o metafísico, sino a un dolor carnal, corporal, somático, tangible. Se trata de una proclamación desgarradora del dolor, de su existencia física, de su padecimiento real ("Los murciélagos del interior de mi vientre hacen demasiado ruido", "Hay un bosque de agujas de pino en mi vientre") y de la necesidad de gritar al mundo la impotencia frente al sufrimiento que provoca ("Por eso hay que nombrarlo, decir MI DOLOR,/ reivindicar su existencia") y la cosificación alienante que su tratamiento produce ("Me arreglan", " mi cuerpo semidesnudo abandonado a las pruebas,/ las decisiones de otros"). El "cuadro del dolor", feliz disemia, resulta una injerencia en la cotidianeidad ("Este dolor vive como un injerto en mi vientre") de cuyo padecimiento el cuerpo siempre sale mutilado, ("observo los huecos donde antes/ hubo piezas que me definían"), no solo en lo anatómico, sino sobre todo en lo mental: "Temblaba./ Pedía perdón por tener tanto dolor". Es un dolor de condena mitológica del que la poeta quiere hacer partícipe al lector con las armas meras de la palabra.

Y en el paroxismo febril de la agonía, se vislumbra la angustia por la incierta maternidad, un deseo sublimado de trascendencia, de perdurabilidad que acaso se sienta truncado y rompa así esa línea de continuidad matriarcal ("nuestra tierra de mujeres") que justifica la herencia hija-madre-abuela, el desasosiego ante lo que vendrá y la inquietante sospecha de quien, buscando en la belleza una vía de escape al sufrimiento, ha descubierto en el dolor su habitación propia, su única certeza.
1 com

Verano festivo en Los Pedroches

Varios pueblos de Los Pedroches han comenzado ya las tareas organizativas de algunas de las actividades más emblemáticas que se celebran en ellos durante el verano. Se trata de convocatorias de reciente implantación pero que en algunos casos han adquirido ya una gran consolidación que las convierte en referentes lúdicos de la comarca y de toda la provincia.


Olimpiadas Rurales de Añora.

Por un lado, en Añora se han iniciado los plazos de inscripción para participar en la X edición de las Olimpiadas Rurales de Los Pedroches, un fenómeno lúdico-deportivo que en sus diez convocatorias ha alcanzado ya una significativa personalidad propia y que este año tendrá lugar los días 7, 8 y 9 de julio. Una vez renovados los equipos clásicos, del 18 al 24 de mayo está abierto el plazo para solicitudes de participación para equipos nuevos (se incorporarán al menos 6 equipos). Toda la información al día de los siguientes procesos organizativos puede seguirse en la web oficial.

Por su parte, en Dos Torres se prepara ya una nueva edición, la cuarta, de "El gran juego de la oca", una propuesta que convierte las calles de la villa en un gran tablero del popular juego de mesa, con divertidas pruebas para que los equipos concursantes demuestren su ingenio y habilidad [bases]. El plazo de inscripciones, que se formalizarán de manera telemática, está abierto hasta el domingo 4 de junio. "El gran juego de la oca" de Dos Torres se celebrará el primer fin de semana de agosto.


"El gran juego de la oca" en Dos Torres [Foto: Dos Torres Directo]

En el ámbito musical destaca este año la propuesta del Ayuntamiento de Pozoblanco denominada Slow Music Pozoblanco, un festival veraniego que contará con las actuaciones estelares de Miguel Bosé (30 de junio) y Manuel Carrasco (1 de julio). La novedad del evento reside en que tendrá lugar en el campo de golf municipal, en plena dehesa de Los Pedroches.

Finalmente, de momento, en Belalcázar se ha programado la cuarta edición de la obra de teatro popular El halcón y la columna, que se representará del 10 al 13 de agosto en el Patio de la Huerta del Convento de Santa Clara. Se trata de una recreación histórica del condado de Belalcázar escrita por el dramaturgo Francisco Benítez (recientemente fallecido) que está dirigida por Javier Osorio.


10 com

Una oportunidad para la reconciliación

La Dirección General de Memoria Democrática de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, a consecuencia de la polémica creada en torno al acto de homenaje del pasado sábado, ha remitido un escrito al Ayuntamiento de Dos Torres mediante el que insta al Consistorio a retirar la placa de la Cruz de los Caídos situada junto a la Parroquia de la Asunción. Pienso que la ocasión, una vez que va cediendo la presión informativa y desde la serena reflexión, debería ser aprovechada para eliminar de los espacios públicos cualquier muestra de exaltación franquista de las que todavía hoy se mantienen en nuestros pueblos. Envolverse en banderas del mismo populismo que tanto se rechaza en otros ámbitos o enrocarse a la defensiva en posturas monolíticas poco beneficia al mantenimiento de esa convivencia a la que se apela, que debe basarse, precisamente, en la búsqueda de consensos, en el rechazo a las imposiciones.


Cruz de los caídos en la iglesia del Salvador de Pedroche.

Los dos restos más significativos de la simbología franquista que todavía permanecen en Los Pedroches son las cruces de los caídos de Pedroche y Dos Torres. Ambas se encuentran adosadas o anexas a sendos monumentos religiosos catalogados como Bienes de Interés Cultural: la iglesia del Salvador (desde 1979) y la de la Asunción (desde 2001), respectivamente. Sería ingenuo pensar que la catalogación de tan extraordinarios edificios abarca también a los elementos añadidos ahora en cuestión. Considerar que la protección de que gozan estos monumentos en su conjunto alcanza a las cruces de los caídos sería como pensar que también serían intocables por las mismas razones una cabina de teléfonos que estuviera adosada a sus muros o la máquina de encender velas del interior. Precisamente, en las órdenes de catalogación específica suelen detallarse los bienes muebles vinculados al edificio principal que son objeto también de custodia particular. En el caso de la parroquia de la Asunción, por ejemplo, se citan determinadas tallas, pinturas al óleo, retablos y pilas bautismales que por sus valores históricos y artísticos se unen al bien principal protegido, y no se hace ninguna mención, obviamente, a la cruz del exterior.

Ambos elementos, además, ofenden a muchos ciudadanos de estos pueblos, aunque por prudencia, temor o conformismo se abstengan de denunciar públicamente este agravio. Tal vez los alcaldes de estas localidades, ocupados en temas que consideran más graves, no sean conocedores de esta situación. Sin embargo, son muchas décadas ya de silencio ante unos símbolos que se crearon justamente con la intención de romper definitivamente la convivencia entre hermanos, homenajeando a los fallecidos en un bando y olvidando intencionadamente a los del otro. Durante muchos años no se pudo hacer nada, por lo que resulta aún más doloroso que, ahora que sí se puede, no haya voluntad de hacerlo.


Cruz de los caídos en la iglesia de la Asunción de Dos Torres.

La cruces de los caídos que manchaban la casi totalidad de las iglesias de España durante la dictadura no son propiedad de la Iglesia, aunque estuvieran ahí con su connivencia. Fueron impuestas como símbolos de legitimación y como instrumentos de ideologización por el gobierno franquista a través de una copiosa legislación que se desarrolló fundamentalmente en la década de los años 40. Resulta un atentado a cualquier espíritu evangélico que estas manifestaciones de propaganda concebidas con la intención de agraviar se sigan manteniendo precisamente en espacios destinados a propagar el perdón entre hermanos.

El mensaje de la cruz de los caídos de Dos Torres, como el de todas las demás, no es neutro ni puede haber sido producto de ningún consenso, al menos de ningún consenso con las víctimas del franquismo. La leyenda "SEÑOR GLORIFICA A LOS QUE CAYERON POR TU HONOR Y LA GRANDEZA DE ESPAÑA" es un ejemplo palmario de lenguaje representativo de la ideología franquista, una variación del "caídos por Dios y por España" que encabezaba todas las placas de homenaje colocadas al final de la Guerra Civil y grito ritual de exaltación que se respondía con un coral "¡Presentes!". La misma inscripción con que se remata la cruz de los caídos de Pedroche. No es una inscripción neutra: es lenguaje de parte, de un bando, intencionadamente divisor.


Inscripción que aparecía en la cruz de los caídos de Santa Eufemia (retirada en 2011).


Tablas con lemas franquistas en la cruz de los caídos de Villanueva del Duque (retirada en 2008).


Inscripción en la cruz de los caídos de Dos Torres.

De las crisis hay que salir fortalecido y el noble pueblo de Dos Torres tiene ahora una gran ocasión de ahondar en la convivencia ciudadana eliminando aquellas muestras de intolerancia histórica incompatibles con la sociedad democrática. El pueblo de Dos Torres tiene ahora una magnífica oportunidad para la reconciliación. Y el de Pedroche también.
2 com

Día de los Museos en Los Pedroches



Desde 1977, por iniciativa del Consejo Internacional de los Museos (ICOM), se celebra en todo el mundo el Día Internacional de los Museos el 18 de mayo. Este año la celebración se desarrolla en torno al lema "Museos e historias controvertidas: decir lo indecible en los museos".

En Los Pedroches, algunos museos han anunciado las actividades con las que piensan conmemorar esta efeméride. Así, en El Viso el Ayuntamiento va a mantener una jornada de puertas abiertas en el Museo del Auto de los Reyes Magos y en el Refugio de la Guerra Civil, mientras que en Alcaracejos se realizará la misma actividad en el Museo de la Matanza, que se completará en este caso con un taller infantil sobre medidas antiguas. Por su parte, en el Museo Etnológico de Hinojosa del Duque se realizarán visitas guiadas con degustación en el patio y el día 19 habrá una conferencia sobre museos locales a cargo de Juan B. Carpio, Director del Museo Prasa-Torrecampo. Finalmente, en Villanueva de Córdoba se presentará el libro Ciclo cultural de Los Pedroches. Reviviendo nuestra historia, que recoge las charlas que se impartieron durante los pasados meses de febrero y marzo.
2 com

Iniciativas para el desarrollo rural: tradición y modernidad


Representantes de la Universidad de Córdoba y del Ayuntamiento de Añora, esta mañana tras la firma del acuerdo.

La Universidad de Córdoba y el Ayuntamiento de Añora han firmado esta mañana un convenio de colaboración que pretende la introducción de la tecnología Smart en el mundo rural. En el marco de este convenio de colaboración, la UCO y el Ayuntamiento de Añora promoverán la organización y celebración de la I Jornada Smart Rural Land en otoño de 2017, para lo cual se ha constituido un grupo de trabajo integrado por investigadores de diferentes ámbitos (Informática, Desarrollo Rural, Humanidades y Educación) y representantes del municipio de Añora. El objetivo es que la introducción de la tecnología Smart en el mundo rural propicie oportunidades para hacer más sostenible, segura y placentera la vida en estas zonas.

El decano de la Facultad de Filosofía y Letras y coordinador del proyecto Córdoba Ciudad Mundo, Eulalio Fernández, ha explicado que ya se ha creado un equipo multidisciplinar con amplia representación por ambas partes y se está trabajando en unas jornadas que no se van a quedar en un mero encuentro, sino que se pretende también crear un centro de estudios vinculado a las nuevas tecnologías y el desarrollo sostenible. El alcalde de Añora, Bartolomé Madrid considera que iniciativas de esta naturaleza pueden contribuir "a luchar contra esa lacra que es el despoblamiento” de las zonas rurales.

Este proyecto pretende integrarse dentro de una de las líneas prioritarias de la Red Europea para el Desarrollo Rural para el período 2014-2020, bajo la denominación de “Zonas rurales inteligentes y competitivas”, con el objetivo de vincular nuestro territorio con experiencias similares de living lab que se están desarrollando en zonas rurales de otros territorios europeos.

Las I Jornadas de Smart Rural Land, que se desarrollarán en el tercer trimestre de este año, abordarán temas relacionados con el smart management, competencias digitales de la sociedad rural, tendencias tecno-sociales, innovación social, empresa y tecnología,  empleos digitales y la tecnología Smart en relación con la sociedad: salud, economía, comercio, logística, mercado, gestión.

Grupo de trabajo sobre artesanía

El delegado de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo de la Junta de Andalucía en Córdoba, Manuel Carmona, ha presidido esta mañana en El Viso la constitución del grupo de trabajo artesano de Los Pedroches, que formará parte de un proyecto piloto para el desarrollo de la comarca. En este encuentro, además de los principales protagonistas, los artesanos, también han participado los agentes económicos y sociales de la zona.


Reunión de esta mañana en El Viso.

Carmona ha explicado que este colectivo quiere reivindicar así el importante papel que sus oficios juegan en las economías rurales y trabajar conjuntamente con el resto de participantes "en identificar las iniciativas, proyectos y procesos que podamos mejorar en esta comarca a través de un pacto entre administraciones y colectivos". Con este nuevo grupo de trabajo "se está dando la voz a un colectivo también importante para que participe en el diseño del plan de actuación para acordar y acometer las prioridades de acción desde las administraciones públicas en esta zona sobre todo, teniendo en cuenta que Los Pedroches en una de las cuatro Zonas de Interés Artesanal que tiene Córdoba agrupando a 19 talleres de ocho municipios distintos", ha expresado Carmona.

5 com

Continúan las repercusiones del homenaje a los caídos

La repercusión del homenaje "a los caídos" celebrado en Dos Torres está siendo realmente espectacular. Muchos periódicos de ámbito nacional se han hecho eco de la noticia (algunos de ellos, por cierto, colaborando a distorsionar las informaciones según se van expandiendo): Público, La Vanguardia, 20 minutos, Diario Sur, El ConfidencialDeiaLa Gaceta... La mayoría de estas informaciones vienen motivadas por la intensa actividad política que se ha generado a su alrededor: PSOE, IU, Podemos y hasta EH Bildu han anunciado que realizarán al gobierno distintas preguntas parlamentarias sobre el tema, especialmente interesados por la presencia en el acto del Secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto.

El PP, por su parte, buscando quizás dispersar la atención, ha insistido con mucho énfasis en la idea de que la cruz de los caídos en cuestión "forma parte de la Parroquia de la Asunción", sin que alcance a entenderse de qué modo disculpa esta circunstancia la gravedad del hecho, como tampoco la eventualidad de que la citada iglesia esté declarada Bien de Interés Cultural. La cruz de los caídos constituye, lógicamente, un añadido postizo -sin ningún valor artístico- que nada tiene que ver con las "características peculiares [del monumento], resultado de la acumulación de varias etapas constructivas, principalmente desde el siglo XV al XVII, representando lo más notable de la arquitectura existente en el norte de la provincia de Córdoba por su factura arquitectónica labrada en granito y su artesonado de buena tracería mudéjar", según consta en la orden de 24 de julio de 2001 por la que se resuelve inscribir en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz, con carácter específico, como Monumento, la Iglesia de Ntra. Sra. de la Asunción en Dos Torres. Al contrario, una forma de contribuir a la conservación, mantenimiento y custodia del BIC (y sin atender ahora a otras consideraciones legales y éticas) sería precisamente la eliminación de ese elemento totalmente ajeno a la construcción, tal como desde Solienses propusimos ya en 2010, cuando las obras de remodelación de la plaza lo pedían a gritos.

Es previsible que la fiebre vaya remitiendo y dentro de dos días ya nadie se acuerde del suceso, aunque sería bueno que, quien deba hacerlo, aprendiera la pequeña lección de esta historia y, en adelante, se extremara la sensibilidad sobre estos temas. Tras Torrecampo y Dos Torres, no sé si podríamos soportar una tercera herida.